Ciudades perdidas de América

Muchas civilizaciones prehispánicas de América dejaron increíbles muestras de sus habilidades en la arquitectura que aún podemos disfrutar en algunas ciudades descubiertas por los arqueólogos.

Tiwanaku se encuentra cerca de la costa sureste del Lago Titicaca en Bolivia. Es una ciudad precusora del imperio Inca y se cree que fue un centro moral y cosmológico a donde la gente iba en peregrinación. Tenía entre 15 y 30 mil habitantes. Alrededor del año 1000 después de Cristo hubo un dramático cambio climático en la región y la producción de alimentos desapareció lo que llevó al fin de la ciudad.

Palenque en México es mucho más pequeña que otras ciudades de los Maya pero contiene esculturas y detalles arquitectónicos mucho más fino y cuidados. Muchas de las estructuras de esta ciudad datan de los años 600 a 800 después de Cristo. La ciudad fue abandonada y cubierta por el bosque hasta su re-descubrimiento.

Caral estuvo habitada entre los años 2000 y 2600 antes de Cristo. Es una de las más antiguas ciudades de América. Se localiza en el Valle Supe de Perú. Tiene un área pública central con seis montículos que forman una gran plataforma en torno a un enorme plaza. Todas las ciudades perdidas en el valle de Supe comparten similitudes con Caral.

Mesa Verde, en el suroeste de Colorado USA fue el hogar del antiguo pueblo de los Anasazi. Sus casa fueron construidas en en cuevas poco profundas y bajo salientes de roca a lo largo de las paredes del cañón. Algunas de esas casas tenían 150 habitaciones.
En el año 1300 todos los Anasazi dejaron la región de Mesa Verde al parecer por falta de alimentos y ataques de otras tribus.

Ciudad Perdida está en la Sierra Nevada de Colombia; se cree que fue fundada alrededor del año 800 antes de Cristo. La ciudad se compone de una serie de terrazas excavadas en la ladera de la montaña, una red de caminos de baldosas y varias plazas circulares. Fue abandonada al parecer durante la conquista española.

Creditos: La foto que ilustra este artículo fue publicada en Flickr por el usuario sharnik, Xavier Bouchevreau y b00nj bajo licencia Creative Commons

No Responses

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *